¿Sufres violencia familiar? Descúbrelo con este test

520

Este día quiero dirigirme a todas aquellas mujeres, hombres, ancianos o niños que viven violencia intrafamiliar, y que tristemente, muchas veces ni siquiera sabe que la sufren.

Esta situación tiene muchas ramificaciones, la violencia verbal, la física, la psicológica, la sexual o económica, y  justo para hablar de ello, tenemos el apoyo de la Doctora Lizy Rodríguez, quien nos va a ayudar a realizar un diagnóstico muy acertivo para aquellos que están pasando esta situación, y sepan cómo se enfrenta.

Antes de empezar, mis #TrendLovers es importante que todos estemos conscientes de que cada 15 segundos una mujer es maltratada en la Ciudad de México y el violentador generalmente es el marido o su pareja sexual, y lamentablemente muchas veces esta situación es normalizada y se posterga.

La mayoría de las veces, las huellas son más que físicas, psicológicas, y definitivamente no hay que dejar que esto evolucione; un ejemplo es el caso que tuvimos en el programa de una mujer que fue atacada por su pareja con ácido, e incluso nos contó cómo ella sintió cuando el celular se le derritió en las manos, como la ropa se le adhirió al cuerpo, antes de esto, hubo una denuncia cuando el hombre le dio 4 puñaladas con un picahielo, y no pasó nada.

Muchos piensan que la violencia intrafamiliar solo se da en un sector social y no es cierto, puedes ser multimillonario y está viviendo algún tipo de violencia, esto no discrimina sexo, religión, estatus económico, puede afectarnos a todos, sin embargo, las estadísticas dicen que el 85%  de los hogares mexicanos viven violencia, y lo más complicado es que mucha gente que nos escucha o nos lee no sabe que la está viviendo; pareciera ser normal, pero no lo es, por eso es importante que hagamos este test:

1. ¿Tu pareja te hace sentir inferior, mal o culpable, se burla de ti, te insulta con nombres ofensivos cuando se enoja?

Esto es muy común, tanto en hombres como en mujeres, y se da con frases como: ‘Si no te quiero yo, nadie te quiere’ o ‘Ya no sirves para nada’. Este tipo de ofensas son diarias y trastornan tu mente y emociones.

La gente piensa que la violencia son solo golpes y no, hay una violencia mucho más sutil y es hacer sentir a la otra persona menos. Y sin duda atrás de la persona violenta hay una gran inseguridad y estas acciones las toman para tratar de retener a la pareja, primero por las buenas y después empiezan a violentar por el miedo a ser abandonados, pero su comportamiento hace que la otra persona no los quiera, entonces exigen que esté la persona con ellos por temor.

2. ¿Te humilla, te grita y te hace pensar que estás loca o loco cada vez que le dices que su trato te agrede?

El agresor te lo va a negar, y la realidad es que nadie tiene porque ofenderte.

3. ¿Controla lo que haces a quién puedes ver, con quién puedes hablar y hasta lo que puedes leer o no?

Esta persona utiliza sus celos para controlar tu vida social, y esto lo hace inconscientemente o conscientemente para alejarte de todo mundo y de los puntos de referencia que pudieran ser un apoyo para ti.

4. ¿Pretende provocarte miedo a través de miradas o gestos?

Esto quiere decir que trata de intimidarte rompiendo cosas, maltratando  a tus animalitos o con chantajes.

5. ¿Te obliga a tener relaciones sexuales cuando no quieres o a hacer cosas que te provocan asco o dolor?

Cuando en una relación de pareja alguna de las dos personas no quiere hacer algo, no se hace, así de sencillo, siempre debe ser en común acuerdo.

6¿No te deja trabajar o te quita el dinero que ganas, o te niega el gasto familiar?

A esto se le llama violencia económica.

7. ¿Actúa como si fuera el rey de la casa, no te ayuda en la labores domésticas porque es tu responsabilidad?

Ahora en el cambio de roles, que los hombres también son amos de casa se da el caso en que la esposa lo revictimiza, recuerda que esto no es una cuestión de género, y también los varones pueden padecerlo.

8. ¿Te golpea y niega que abusa de ti?

Incluso puede llegar a amenazarte con quitarte a sus hijos o suicidarse si lo dejas o denuncias a las autoridades.

Si respondiste SÍ a tan SOLO UNA de estas preguntas, eres víctima de violencia familiar y al estar ahí es como una nebulosa, donde dudas de ti, de lo que piensas, de lo que ves, la persona que es violenta te manipula al grado que pierdes la certeza de tu propia validación de estos actos, que te van denigrando.

Así que lo primero es hacer conciencia, buscar ayuda porque es muy importante para poder salir, ver con claridad.

Uno de los problemas más importantes de la violencia es el ‘círculo de la violencia’, porque después de que hay una escena traumática, viene la reconciliación, las flores, el cariño y las personas que son violentadas creen que con su amor van a poder cambiar a la otra persona o va a ser la persona que conocí en un principio y eso no va a pasar, no te engañes.

Tú sólo eres responsable de salvar tu vida, muchas veces estas situaciones llegan a la muerte.

Si sufres violencia intrafamiliar no te quedes callado, ¡rompe el silencio! Habla con alguien de confianza y no tengas vergüenza.

Una de nuestras recomendaciones es acudir a Vereda Themis, ahí podrán encontrar apoyo psicológico, educación y defensa jurídica, el teléfono es 53-96-55-86.

Recuerda, debes romper el silencio y no permitir este tipo de abusos.